Pasar al contenido principal

Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable

Cuestionable

Miércoles, 19 Febrero 2020

Hay margen para cumplir con el Acuerdo Final, pero sin alterar su esencia

Por Sania Salazar

Emilio Archila asegura que el acuerdo de paz debe cumplirse “de acuerdo con la visión de cada presidente”. Si bien hay un margen de maniobra, las acciones deben respetar el espíritu de lo pactado y deben ser consensuadas entre las partes.

La revista Semana publicó una nota titulada “Rodrigo Londoño se equivoca de manera ignorante, pero de buena fe: Emilio Archila”, en la que el consejero presidencial de estabilización y consolidación asegura que el Acuerdo con la exguerrilla de las Farc se debe cumplir durante los tres periodos presidenciales posteriores a la firma, “pero que deben cumplirse de acuerdo con la visión de cada presidente que haya sido elegido”.

En la nota Archila responde a una carta enviada por Rodrigo Londoño, líder del partido Farc, al Presidente Iván Duque, en la que critica la implementación del Acuerdo Final debido a los asesinatos de excombatientes que se han registrado desde la firma del mismo.

Colombiacheck califica la afirmación como cuestionable, pues si bien la Corte Constitucional dejó claro que las autoridades gozan de un margen de apreciación para elegir los medios mediante los cuales cumplirán con el Acuerdo, también precisó que lo deben hacer de buena fe y en coherencia con el espíritu de lo pactado.

El equipo de prensa de la Consejería presidencial de estabilización y consolidación le informó a Colombiacheck que Archila hizo ese pronunciamiento durante una rueda de prensa y señalaron que este se basa en la sentencia C 630 de 2017 de la Corte Constitucional que “sostiene que el Acuerdo de Paz en principio corresponde a una política pública de Gobierno que fue adoptada constitucionalmente como política de Estado mediante el Acto Legislativo 02 de 2017, razón por la cual resulta vinculante para todas las instituciones y autoridades públicas. El carácter de política de Estado del Acuerdo de Paz implica que debe hacerse gradualmente y de buena fe, pero, en especial, con un gran margen de apreciación que obliga al Gobierno a seleccionar los medios más apropiados para lograr los cometidos allí previstos”. 

La Sentencia C-630/17 en la que la Corte Constitucional revisa el acto legislativo 02 de 2017 en el que se le da estabilidad jurídica al Acuerdo dice lo siguiente con respecto a lo que indican en la Consejería: “Las autoridades, en el ámbito de sus competencias, gozan de un margen de apreciación para elegir los medios más apropiados con el fin de cumplir de buena fe con los contenidos y finalidades del Acuerdo Final, en el marco de lo convenido, sin que sea admisible adoptar medidas que no tengan como propósito implementar o desarrollar lo acordado”.

En la Consejería no solo le agregan al texto la palabra “gran” antes del término margen de apreciación, que originalmente no está en la sentencia de la Corte, sino que olvidan mencionar que la sentencia también dice que “la actuación de todos los órganos y autoridades del Estado debe guardar coherencia e integralidad con lo acordado, preservando los contenidos, los compromisos, el espíritu y los principios del Acuerdo Final”.

Humberto De La Calle, quien lideró el equipo negociador del gobierno en La Habana, recordó que lo esencial del Acuerdo es inmodificable y aseguró que una cosa son los medios o las formas para cumplir con el Acuerdo y otra muy distinta desatender compromisos expresamente pactados. Concluyó que la visión de quienes ocupen la presidencia de Colombia no le puede quitar la esencia a lo firmado.

David Huey, representante en Colombia del Instituto Kroc de Estudios Internacionales de Paz de la Universidad de Notre Dame, Estados Unidos, que hace seguimiento a la implementación del Acuerdo Final, le dijo a Colombiacheck que la importancia de cumplir con lo pactado en un acuerdo de paz es construir confianza de la sociedad en el mismo.

“El análisis comparativo internacional demuestra que hay una correlación entre implementación y disidencias, entre más se cumpla el acuerdo de paz, menos disidencias hay”, aseguró.

Además, Huey destacó que así cada gobierno tenga un margen de apreciación en la implementación, tiene que haber un planificación y las partes se deben poner mínimamente de acuerdo en la priorización, pues de no hacerlo el gobierno queda vulnerable a acusaciones de incumplimiento. Aseguró que tal vez sea imposible que las partes estén totalmente de acuerdo, pero que hay que visibilizar los disensos y que para ponerse de acuerdo por lo menos en lo fundamental está la Comisión de seguimiento, impulso, y verificación a la implementación, CSIVI, instancia creada por el Acuerdo.

Huey resaltó que cada gobierno debe priorizar porque es imposible hacerlo todo en cuatro años, pero debe justificarlo y recalcó que debe ser consensuado.

El representante del Instituto Kroc aseguró por último que el análisis del Instituto Kroc demuestra que la mejor forma de hacer desaparecer a los demás grupos armados ilegales existentes es cumplir con lo acordado.

Chequeo Múltiple Chequeo Múltiple Chequeo Múltiple Chequeo Múltiple Chequeo Múltiple Chequeo Múltiple Chequeo Múltiple Chequeo Múltiple

Chequeo Múltiple

Miércoles, 24 Agosto 2016

Diez chequeos para entender el Acuerdo Final con las Farc

Por Colombiacheck

Esta noche los colombianos vamos a conocer el texto definitivo del Acuerdo Final que pone fin a la guerra con las Farc. Para facilitar su comprensión, Colombiacheck presenta una selección con diez de sus mejores chequeos sobre el proceso de paz.

Colombiacheck, el primer medio digital dedicado en exclusiva a verificar cuánta verdad hay en las declaraciones públicas de los personajes del poder, lleva dos meses y medio chequeando las afirmaciones que, sobre las negociaciones de paz entre el Gobierno y las Farc, han emitido varios personajes como el presidente Juan Manuel Santos, el expresidente y senador Álvaro Uribe, Carlos Antonio Lozada, negociador de las Farc, el procurador general, Alejandro Ordóñez, el ministro del Posconflicto, Rafael Pardo, el exalcalde Gustavo Petro, los senadores Paloma Valencia y Roy Barreras, entre otros.

El resultado de dichas verificaciones es un abanico de frases que van desde las más grandes mentiras pasando por frases engañosas, aproximadas, ligeras y algunas pocas verdades.

En este tiempo hemos logrado desmitificar algunas falacias como esa que inventó el expresidente Uribe sobre el pago de $1.8 millones a los guerrilleros que se desmovilicen, como lo demostramos en El Cuentazo de Uribe.

Y también hemos consolidado versiones verdaderas en las que la gente no siempre confía, como es el caso de los beneficios que reciben las empresas que den trabajo a desmovilizados, tal cual lo afirmó Joshua Mitrotti, director de la Agencia Colombiana para la Reintegración.

Por considerar de gran utilidad verificar qué tan ciertas son las afirmaciones que lanzan públicamente estos y otros personajes del poder con respecto al proceso de paz que hoy está llegando a su fin con la terminación y posterior firma del Acuerdo Final, Colombiacheck presenta una selección de sus chequeos indispensables para entenderlo.

Timochenko presidente

Si se firma la paz, el máximo líder de las Farc puede ser presidente de Colombia. Esa es una de las consignas con las que el expresidente y ahora senador, Álvaro Uribe, ataca el proceso. ¿Qué tan real es esa posibilidad y qué tan cerca está de ocurrir?

El cuentazo de Uribe

El expresidente y senador Álvaro Uribe es el autor de uno de los más grandes mitos sobre el proceso de paz: “Mantener a los guerrilleros rasos con un auxilio de $1.8 millones durante cinco años mientras se preparan profesionalmente”.

La dejación de armas que despalomó a la senadora Valencia

Hace menos de un mes, Paloma Valencia, afirmaba que las Farc no dejarían las armas. Hoy esta guerrilla confirmó que lo hará y que ese proceso empezará una vez se firme el acuerdo final con el Gobierno.

Las Farc no pagarán cárcel, ¿verdad?

Ni un sólo día de cárcel para las Farc, ha sido una de las más fuertes críticas del expresidente Álvaro Uribe al proceso de paz. Colombiacheck verificó y en este caso tiene razón. Pero no tanta.

Demasiado orgullo por participación femenina del gobierno en La Habana

No es cierto que las mujeres representan el 80% de la delegación del Gobierno en los diálogos. Este porcentaje solo se cumplió en uno de los seis puntos del acuerdo. En ambos lados de la mesa, hace falta la visión femenina.

Santos echa ‘tierrita’ a sus regulares resultados

El Presidente entregó cifras sueltas que no dicen mucho sobre cómo va la Ley de Víctimas y Restitución de Tierras, pero al indagar por las metas propuestas inicialmente, el balance no pinta tan bien.

“Si gana el sí, se desarman miles de guerrilleros. Si gana el no, no”, Navarro

De ganar el no habría otras opciones para darle continuidad al proceso que pretende desarmar a las Farc, pero sería un duro golpe a la legitimidad del mismo.

¿Qué beneficios reciben empresas que contratan excombatientes?

Un empresario que participa de la iniciativa califica la experiencia como 99% positiva. Las compañías comprometidas reciben incentivos tributarios.

“Acuerdos de La Habana posibilitan reemplazar servicio militar obligatorio por servicio social”, Lozada

La iniciativa de la que habla Carlos Antonio Lozada, integrante de las Farc, no hace parte de lo acordado en la mesa de diálogos. Pero la firma de los acuerdos dejaría el terreno fértil para que la propuesta prospere.

Plebiscito por la paz: ni sube ni baja umbral, pero sí lo cambia

Las reglas de juego para aprobar el plebiscito por la paz son diferentes a las que reglamentan el plebiscito en Colombia. Cambió el tipo de umbral y por eso no se puede asegurar que bajó o subió, solo que es distinto.